La educación nutricional también es importantísima cuando existe alguna patología, ya que la alimentación es clave, según qué problemas, para aliviar o incluso remitir los síntomas.

La alimentación es muy importante, y más aún si tenemos algún tipo de patología, porque podemos cometer fallos si no tenemos una base de conocimientos con la que sustentar nuestra comida.

En este curso veremos que dependiendo de qué tipo de problema de salud tengamos, nuestra alimentación se debe ajustar, tanto a nuestra patología, como a nuestro estilo de vida, gustos, preferencias…

Con una base adecuada en educación nutricional, podríamos conseguir grandes resultados en patologías como:

  • Sobrepeso y obesidad.
  • Riesgo cardiovascular: exceso de colesterol, triglicéridos, hipertensión.
  • Alteraciones digestivas: acidez, gastritis, estreñimiento, diarrea, etc.
  • Diabetes.